¡Cuidado!

DR. CARLOS RODRIGUEZ ANGUIANO



De forma continua y cada vez más frecuente recibo preguntas, de mis pacientes, amigos, y familiares de tal o cual producto que les acaban de recomendar o que la noche anterior anunciaban en la televisión, esto me lleva el tema de esta columna de aparición semanal, de advertir a mis lectores y al público en general los riesgos en los que se puede caer.

Debido al deseo de verse bien y de cuidar el dinero disponible estaremos siempre en busca de mejores y m s baratas opciones para lograr el objetivo, "verse bien".


Pero esto puede resultar muy peligroso tanto para lograr esa belleza como para la salud misma, y convertirse en una pesadilla de la que difícilmente se podrá salir.

A diario somos bombardeados con publicidad y comentarios de los productos disponibles que a costos bajos, algunas veces, y de forma r pida nos regresar n la piel juvenil, quitar esas molestas manchas de la cara, reducir las llantitas junto con los kilos sobrantes, etc. Suena maravilloso, a cualquiera le resulta interesante pagar poco, no hacer esfuerzos y tener esa rapidez ofrecida. Como para el baile de graduación del mes entrante, o quizá verse bien para esa nueva conquista.


Pero mucho cuidado, la mayoría de substancias y productos ofrecidos no cuentan con los estudios científicamente serios para ser administrados en los humanos, y en cambio se trata de substancias que están registradas como productos cosméticos, y muy raramente nos muestran las referencias bibliográficas y/o científicas que demuestren los rangos de seguridad necesarios, desconociéndose desde su fórmula química, el respaldo farmacéutico ausente o de patentes desconocidas, pero eso sí, son administrados y recetados por personal con mínimo de entrenamiento en la medicina y nulo entrenamiento en la cirugía plástica y reconstructiva.


Existe también disponible un curso de MEDICINA ESTETICA, que lo nombran diplomado, donde un profesor, aparentemente entrenado en ello, se pone a pseudo-enseñar a sus alumnos durante varias mañanas de sábado, realizando desde liposucciones, tatuajes, inyección de substancias raras, comercializadas por ellos mismos y que además otorga un diploma de la UNIVERSIDAD DE AGUASCALIENTES, sí, leyeron bien, pero la que todos conocemos es la UNIVERSIDAD AUTONOMA DE AGUASCALIENTES.

Podría continuar narrando un sinfín de historias de este tipo, donde los charlatanes sin escrúpulos están presentes, donde sólo les interesa tomar el dinero de quien lo permita sin detenerse a pensar en el daño que pueden causar a la salud de cualquiera que tenga la ilusión de verse bien.


Desconfíen de todo lo que prometa resultados milagrosos, o mágicos, soliciten asesoría con un cirujano plástico y reconstructor certificado, de esa forma aseguran que un profesional de la medicina quien SI tiene la preparación y el conocimiento, les sabrá recomendar lo correcto para su organismo, así mismo les hablará sobre los medicamentos o técnicas propuestas así como de los riesgos, por lo que no olvidemos, que todo tiene su riesgo...


Hasta la semana próxima, continuamos recibiendo sus preguntas y comentarios al FAX 9-78-28-88, y al correo electrónico hidrocal@terra.com.mx


9 visualizaciones0 comentarios