El mundo hoy más que nunca necesita amor y cariño y mucho más nuestros adultos mayores


 

viejitos pri

El mundo hoy más que nunca necesita amor y cariño y mucho más nuestros adultos mayores a los que, tenemos que aceptar, el presente los ha alcanzado y los tiene en el olvido de allí que en el PRI estamos empeñados en apoyarlos y en honrarlos, por ello el próximo viernes iniciaremos una serie de tres eventos semanales en donde además de ofrecerles un espectáculo artístico y cultural les haremos la rifa de diferentes obsequios, informó ayer el maestro Andrés Valdivia Aguilera.

Esto que estamos haciendo desde hace ya unos diez años, el apoyo a nuestros senectos, es como una semilla que se está sembrando cotidianamente y con el paso del tiempo habrá de dar sus frutos, es un esfuerzo, pero también un reconocimiento a nuestros adultos mayores, dijo.

En una sociedad como la de Aguascalientes, que siempre se ha distinguido por su fraternidad y por ser tierra de gente buena, estas "gotitas de amor" nos siguen salpicando a todos... bueno, a casi todos y debemos señalar que en esto no estamos solos, nos ayuda gente de buen corazón a los que llamamos ¨padrinos¨ y en esta ocasión serán Armando Romero Rosales, Miguel Angel Juárez Frías y el regidor Miguel Romo.

Hoy y siempre hay que venerar a nuestros senectos, hay que quererlos, porque por ellos nacimos, por ellos vivimos y han sido ellos con su esfuerzo, por más simple que parezca, los que en unidad, han construido lo que hoy es Aguascalientes.

Son nuestra esencia, son la bondad en persona, la ternura y sin embargo la actual generación no lo ha dimensionado y pareciera que les estorban. Aquí no creemos, sino que a diferencia de lo que se piensa en el INSEN, estamos seguros que se deja y se desperdicia en un rincón toda la sabiduría de los viejos.

Claro que hay muchas familias que ven en sus senectos a los grandes hombres de la casa, a los seres que trajeron al mundo a nuestros padres, a esos hombres cuyo rostro está arrugado al igual que sus manos, a ésos que ya no tienen pelo o está tapizado con el color de la pátina del tiempo, pero que siguen teniendo deseos, ilusiones de vivir, de sentirse útiles, de transmitir el amor que atesoran en su corazón.

Y sin embargo debemos admitir, dijo el maestro Andrés Valdivia, que lamentablemente no todos son así, hay muchos que tratan mal a los senectos y las nuevas generaciones ya no se acuerdan de ellos, los ven como un estorbo.


pri

Lamentablemente la sociedad de hoy en día tiene tal orgullo que cree que el anciano es sólo un estorbo y lo abandona desperdiciando su experiencia y lo mucho que han aprendido aún de sus propios errores, si aprendiéramos a escucharlos estos errores no se repetirían.

Afortunadamente en Aguascalientes, todavía hay mucha gente generosa, no en la cantidad que todos quisiéramos, pero sí la hay y gracias a su apoyo iniciaremos el viernes, a las 17 horas, la serie de tres festivales semanales en donde ofreceremos alegría y muchos regalos a nuestros senectos gracias al respaldo de los tres ¨padrinos¨ que nos estarán respaldando.

Luego el maestro Valdivia Aguilera dijo que es necesario que abramos el corazón hacia los demás, brindémonos hacia los que menos tienen y hagámoslo todo el año, hagámoslo desinteresadamente, démosles amor y rechacemos a los que buscan lucrar con ellos.

Al senecto se le tiene que ver con admiración, con respeto, con amor... con cariño, con veneración.

Es a nuestros ancianitos a los que se tiene que entregar mayores espacios de reconocimiento, de atención más que nada, sin embargo lamentablemente hoy vemos cómo los jubilados vagan, deambulan como perdidos en un tiempo y espacio que ya no es de ellos.

Hoy también vemos que ya se acabaron aquellas actitudes cívicas que en la escuela se nos daba, de ceder las calles y las banquetas para que pasaran, de ceder el asiento en los camiones. Hoy es triste decirlo, ya casi nadie quiere atenderlos, no nos preocupamos por ellos, ni pareciera importarnos que el final de sus días sea si no glorioso sí significativo.

Hoy lamentablemente el senecto pareciera ser un trasto inútil, algo que estorba, cuando que todos deberíamos hacerlos sentir útiles, con relación a su experiencia de la cual se debe tomar lo mejor porque los tiempos idos no son iguales a los actuales.

Y es que aunque duela decirlo, advierte el maestro Andrés Valdivia Aguilera, la sociedad ha perdido la noción de Dios, el cristiano no está viviendo como cristiano, la mayoría se está dejando invadir por el egoísmo, no se están aceptando las parejas, no se están queriendo de verdad, porque son muy egoístas y primero están cada uno de ellos y después el otro.

Si la sociedad infundiera realmente el amor a sus semejantes todo cambiaría, no habría asilos, no habría niños de la calle que son la vergüenza de la sociedad y en el PRI, advierte el maestro, eso es lo que estamos tratando de combatir por ello es que el viernes por la tarde en el auditorio de nuestro edificio vamos a iniciar esta serie de tres festivales en los buscamos que los adultos mayores sientan el cariño y el amor de la sociedad.

#local

0 visualizaciones0 comentarios