La importancia de la mano


 

Dr. CARLOS RODRIGUEZ ANGUIANO

POR Dr. CARLOS RODRIGUEZ ANGUIANO

El ser humano, según Jacobo Rouseau, inicia su aprendizaje desde su nacimiento, adquiere experiencias en la lactancia impulsado por un deseo innato de bienestar y del instinto de conservación; de ahí que el llanto que manifiesta es la forma de expresión de sus necesidades primarias, como son el hambre, el frío, etc., por lo tanto es su primera manifestación de lenguaje, que junto con sus reflejos de subsistencia primarios, como la succión y la presión de los objetos con sus manos, le permiten por el tacto obtener información del mundo que lo rodea.

Durante nuestro desarrollo y crecimiento nuestras manos se ven amenazadas por infinidad de eventos traumáticos, siendo la mayoría de ellos sin trascendencia para la función, otros, afortunadamente menos frecuentes, causan lesiones o mutilaciones. Algunas de ellas de gran importancia llegando a impactar de gran manera en la vida futura.

Ya durante la etapa productiva del ser humano, dependiendo de las labores desarrolladas, nos enfrentamos a peligros mayores. Desde la ama de casa que le pueden ocurrir lesiones por quemaduras, el mecánico que sufre de machacamientos y mutilaciones en algunos dedos o segmentos de éstos hasta llegar a la gran cantidad de trabajadores que pagan altos tributos de sangre en las guillotinas, troqueles, tornos, hornos, engranes, etc., como consecuencia de la indolencia, descuido, impericia o fatiga, dejándolos mutilados o incapacitados.

Los Cirujanos Plásticos y Reconstructores frecuentemente nos enfrentamos a lesiones de las manos que resultan retos difíciles, teniendo en cuenta lo que representa para cualquiera de nosotros esa parte del cuerpo humano.

Las técnicas disponibles hoy en día, y disponibles en nuestra ciudad, que requieren de gran conocimiento anatómico y destreza por parte del Cirujano Reconstructor, quien conoce el impacto futuro del manejo inicialmente dado, y que por lo tanto lo que se haga o deje de hacerse será la diferencia que marca la utilidad o no utilidad en la mano lesionada.

Las técnicas quirúrgicas usadas son desde la sencilla sutura, hasta el llevar tejidos vivos del mismo cuerpo y distantes al sitio de lesión, mediante colgajos con pedículo vascular que mantendrán la mano adherida al abdomen o al tórax o las más actuales que se requiere del uso de microscopio para unir los vasos sanguíneos del tejido transplantado de alguna otra parte del cuerpo.

Ocurren también casos de amputaciones de segmentos o de dedos completos, de manos o de brazos, que obligan al uso de microscopio para reimplantar esos segmentos buscando siempre el menor impacto en la función de nuestros pacientes.

Como en cualquier enfermedad o lesión parcial o total permanente, lo importante resulta la prevención, mucho más los avances científicos para su tratamiento o reconstrucción.

Los seres humanos debemos ser responsables y cuidar adecuadamente ese regalo de Dios, y que ha marcado la diferencia entre los animales (ejem., el chango) y el humano, valoremos esa capacidad para hacer pinza con los dedos de la mano, la capacidad para desarrollar destrezas y habilidades, y que esas habilidades y destrezas sean usadas para bienestar de la humanidad, no para lanzar granadas o disparar contra otro ser humano.

#local

0 visualizaciones0 comentarios