Todo un personaje de Aguascalientes


Exitosa operación al ¨Ingeniero Maravilla¨

 

ingeniero maravilla

+ De la mano de Dios está a punto de salir victorioso del cáncer de próstata que se le presentó

Mi Verdad y tu más segura ayuda en los momentos de necesidad es tan sobrecogedora como el cielo nocturno. Y tan simple e incontrovertiblemente confiada como la sonrisa de un niño. Es tan potente como el latido del corazón, y tan silenciosa como el aliento contenido en unión con Dios. Y Dios el ser Supremo más maravilloso que existe hoy se dirige a usted mi queridísimo Jorge Díaz de León, el gran ¨Ingeniero Maravilla¨. No te dejaré, no puedo dejarte, puesto que eres Mi creación y Mi producto, Mi hija, Mi hijo, Mi propósito y Yo mismo. Hoy en que estás sufriendo al igual que tu familia ¨Ingeniero Maravilla¨, acude a mí, pues, cada vez y en cualquier circunstancia en que te alejes de la paz que Yo soy pues yo estaré ahí. Y todo esto lo escribimos luego de que ayer al mediodía nos llamó telefónicamente desde la ciudad de México, tras dejar del Hospital Mocel, el ingeniero Jorge Díaz de León quien con voz muy débil nos dio la buena noticia de la que intervención quirúrgica de cáncer de próstata que le hicieron resultó un éxito,.

¨Bonilla el bueno¨, te hablo para que a través de FUERZA AGUASCALIENTES comuniques a todos mis amigos, en especial al ¨Pepón¨ Macías Peña ¨que en paz no descanse¨, que afortunadamente Dios me acompañó y salí bien librado de la operación, ahora los médicos me dicen que tendré que pasar varias semanas en reposo para recuperarme y qué bueno porque ya quiero ir a mi ciudad para agradecer a todos los que han pedido por mí, nos dijo. Hoy, al igual que tú ¨Bonilla el bueno¨, nos dice, estoy más que nunca seguro que Dios existe y claro que me arrepiento de no haberlo tenido siempre presente, porque lamentablemente uno es así, cree en Dios pero lo minimiza y sólo lo recordamos cuando tenemos algún grave problema o una enfermedad muy seria. ¿Que estás enfermo?, vamos no le hagas al cuento, simplemente Dios ha querido que descanses y que te tomes un tiempo no sólo para tí sino para tu familia. Y es que nunca quisiste hacer caso cuando todos tus amigos te decíamos que le bajaras "al volúmen".

Hoy en tu enfermedad, dentro de tu sufrimiento y hasta dentro de tu desesperación creo, o al menos así lo pienso, que debes sentirte bendecido porque Dios está contigo. ¿Con quién se comunica Dios?, ¿con personas especiales? ¿o en momentos especiales? Para Dios todo el mundo es especial, y todos los momentos son buenos. No hay ninguna persona que sea más especial que otra, ni ningún momento que sea más especial que otro. Mucha gente decide creer que Dios se comunica de maneras especiales y únicamente con personas especiales. Para cualquiera que está enfrentando momentos difíciles como hoy tu en tu salud, saber que Dios está contigo y con tu familia, una inyección de fe es el mejor regalo, así como la disposición contra la tristeza, de tal suerte que los problemas cotidianos que apilamos constantemente a nuestro alrededor son secundarios. Lo que nos queda al final del día es la importancia de disfrutar con más intensidad los gratos momentos y de restar valor a los insignificantes detalles negativos que nos abruman a diario.


ingeniero maravilla

Y afortunadamente Jorge, tu siempre lo haz hecho pues desde que te conozco si algo te caracteriza es tu entusiasmo, tu positivismo y tu don de gentes. Así pues, después de esto que estás enfrentando y que estoy plenamente seguro que superarás teniendo a Dios a tu lado, nada debe asustarte. Todos tenemos una historia triste que contar y de ella los demás nos nutrimos para tratar de ser mejores. La tuya de ninguna manera es triste, al contrario, es la de un auténtico guerrero que está luchando de manera admirable contra una enfermedad que no te podrá vencer. Hoy en tu lucha contra esa enfermedad evoca todo lo bueno que has cristalizado, como el soporte para que recuerdes a este amigo que entre tinieblas ve luces verdes y doradas para tí y tu familia. Por todo esto estoy seguro querido ¨Ingeniero Maravilla¨ de que vas a salir adelante y pronto volveremos a unir esfuerzos para seguir escribiendo historias, pero eso es lo que menos importa, lo que en verdad vale la pena es que tú estarás siempre optimista al lado de tu familia y tus amigos.

Siempre, siempre habrá algo porqué luchar y vivir, por lo tanto no debemos dejar que la vida se nos escape de las manos. Hay que luchar en todo momento por la felicidad, no hay que pensar tanto en el mañana sino en el hoy. La vida está aquí cada día, cada mañana, en cada respiro, en cada vez que pensamos y en este mismo instante podemos cambiar nuestra vida si queremos tomar un riesgo o una decisión para poder ser felices, es lo que me ha mostrado +Dios ahora que tuve mis infartos. Desde decidir detenernos por un momento en un parque para respirar el aire fresco y despreocuparnos un poco de lo superficial de la vida, hasta emprender un viaje que siempre se soñó hacer. La vida es más que solo vivir, es disfrutar es gozar... es ser feliz de verdad. Si nos esforzamos y cumplimos nuestros deberes nuestras responsabilidades y esto se hace para poder vivir, mas no vivimos para tener sólo responsabilidades. Hay que reflexionar sobre lo que de verdad queremos.

Nunca se sabe que sucederá el día de mañana y si tú último día fuese mañana serias capaz de decir: No me arrepiento de nada, estoy orgulloso y conforme con toda mi vida. Por lo tanto, hay que recapacitar y pensar qué es lo que de verdad se quiere para uno, para nuestras familias y para los que nos rodean pues de nuestras propias decisiones dependerá la felicidad que te mereces por todo lo que haz sido en tu vida. Por eso hay que tomar en cuenta que una vida mejor no se crea mediante la acumulación de bienes materiales, porque hay que recordar que el dinero no compra la felicidad y mucho menos nos salva de la muerte. Casi todos lo saben, todos dicen que lo entienden, pese a lo cual sus vidas y las decisiones que toman y que los impulsan, tienen mucho que ver con esos bienes. Se esfuerzan por tener cosas, trabajan por ellas, y cuando consiguen lo que quieren, nunca lo dejan ir, pero cuando la muerte está cerca se comprende que la riqueza no lo salvará y que su vida transcurrió sin la verdadera felicidad.


ingeniero marabilla

La razón de buscar, esforzarse, indagar, trabajar duro y tener éxito se torna totalmente diferente. Cambió la razón de hacer algo, y con ello cambia igualmente el hacedor. La razón se convierte en el proceso, y el hacedor se convierte en ser pleno. Es necesario permitir que cada persona encuentre la paz en su interior, esa que estoy plenamente seguro que hoy tienes. Cuando encuentres la paz en el interior, descubres también de que puedes prescindir.

La ausencia de necesidad te libera del enojo.

El enojo es temor expresado.

Cuando no tienes nada que temer, no tienes por qué enojarte.

No te enojas cuando alguien no es amable, porque no tienes necesidad de que sean amables.

No te enojas cuando alguien no es cariñoso, porque no tienes necesidad de que te amen.

No te enojas cuando alguien es cruel, o hiriente o busca perjudicarte, porque no tienes necesidad de que se comporten en otra forma, y estás seguro de que no pueden dañarte, por lo mismo no te deprimas, al contrario, sé feliz y muéstrate sonriente, dales una "cachetada con guante blanco" a esas gentes negativas. ¨Ingeniero Maravilla¨ bien sabes en tu interior, instintivamente, que todo lo que has creado y puedes crear de nuevo ahora que salgas de esta enfermedad debe tener un sólo objetivo: lograr la felicidad personal y la de tus seres queridos. Cuando encuentres la paz interior, esa que te da la felicidad, ni la presencia ni la ausencia de cualquier persona, lugar o cosa, condición, circunstancia o situación, puede convertirse en algo que te deprima y te suma en un mundo de dolor y preocupación. Así las cosas, aquí lo verdaderamente importante es que en todo momento, segundo a segundo busca la felicidad, no voltees al pasado ni pienses en el futuro, ocúpate del día a día para construir su felicidad.

#local

0 visualizaciones0 comentarios